sábado, 19 de noviembre de 2016

SONIA CHOCRÓN [19.583]


Sonia Chocrón

Sonia Chocrón (Caracas, Venezuela, 17 de marzo de 1961) es una poeta, narradora y guionista de cine y televisión de origen judío. Está emparentada con el dramaturgo venezolano Isaac Chocrón.

Nacida en una familia judía española y criolla, es Licenciada en Comunicación Social de la Universidad Católica Andrés Bello. En 1982 ingresa al Taller de Poesía del Centro de Estudios Latinoamericanos Rómulo Gallegos (CELARG). En 1988 participa -por concurso- en el Taller "El Argumento de Ficción" de Gabriel García Márquez en la Escuela de Cine de San Antonio de los Baños, Cuba. De allí, viaja a México invitada por el Premio Nóbel para fundar el Escritorio Cinematográfico Gabriel García Márquez. Su trabajo literario, así como sus guiones para cine y televisión, le han merecido diversos premios y reconocimientos a nivel local e internacional.

Algunas publicaciones

Su creación literaria aparece publicada en diversos ensayos y antologías en España, México, Estados Unidos, entre otros.

Muela/Molar. (2015). Cuento 
Mary Poppins y otros poemas (2015). Poesía
La Dama Oscura (2014). Novela
Sábanas Negras (2013). Novela
Las Mujeres de Houdini (2012). Novela 
Poesía Re-unida (2010). Poesía
La virgen del baño turco y otros cuentos falaces (2008). Cuento
Falsas apariencias (2004). Cuento
La buena hora (2002). Poesía
Púrpura (1998). Poesía 
Toledana (1992). Poesía

Guiones para cine y TV

Guión Original para el largometraje Cinematográfico "Oro Diablo". 2000.
Co-escritora para el largometraje "The Lost Key". 2014. 

Guiones para teatro

Ni un Pelo de Tontas. 2015 
La Reina y yo. 2015 

Premios recibidos

Mención Concurso de Cuentos del diario El Nacional.
Primera finalista, Premio Fundarte de Poesía, 1991.
Primera finalista, Premio Internacional de Poesía José Antonio Pérez Bonalde, 1996.15
Mención de Honor por el poemario La Buena Hora, Bienal Literaria José Rafael Pocaterra, 1996.
Ganadora, Concurso Anual de Cuentos del diario El Nacional por el relato La Señora Hyde, 2000.




LABERINTO DE FAUNOS

Hay luz
agua
y un lecho cálido

pero no hay salida



CANCIÓN

Jardín de cielo
jardin de sol

Cuánto fulgor

Lirios de Marzo
lirios de estero

Cuánto sosiego

Nardos de muerte
nardos de plata

Cuánta nostalgia




SIETE EN PUNTO

Siete caballitos van por la vereda
ay  si yo pudiera  si yo pudiera

Siete  riachuelos  ganaron la vera  
ay  si yo pudiera  si yo pudiera

Siete nubes vagas aguaron sus penas
ay  si yo pudiera  si yo pudiera

Siete flores rojas vaciaron sus venas  
ay  si yo pudiera  si yo pudiera




DE LECHE Y MIEL

Venga mi marido  
derroche su alma
en mi vientre presto  
almohada de calma  

Duerma sus afanes 
en el sueño triste
hagamos un niño  
madúrese el cisne

Que se hinchen las velas 
que se abra la mar
la espuma y la luna 
se abracen en par

Ame  mi marido 
muy largo y extenso
al cuerpo que abraza 
y le colma el aliento

Apláudase el trance 
con mil reverencias
se ha hecho la rima  
el santuario  la esencia    

de la criatura de leche y de miel




LA MARGARITA

Ahora  ahora
anúdense los dos
eclipsen el eclipse
fúndese la hora
únanse en la forma
penétrense los dos
hágase la mezcla
fundarse fundirse
sorberse  fingirse
comerse besarse
la margarita nueva
y el moscardón




MAGDALENA

Esas ropas que adornan tu tristeza
largos linos  alambres monacales
no apaciguan tus duelos ancestrales
ni cambian las pasiones por nobleza

Quien condena tus hábitos profanos 
destejiendo por paños lo sagrado 
no sabe que el estambre del pecado 
por ser menos divino es más humano  




NODRIZA

No abandono en el deseo
de ser reina del milagro
de ser nodriza de nardos  
de ser vientre atiborrado
la gran teta  lo manado
ser boquita leche y llanto
diminuto corazón
ser yo misma siendo otra
matarilerilerón.




POR MIS SUEÑOS

Por mis sueños cabalga un  potrillo
un alazán
en la cresta azul lleva un secreto  
de mazapán
del sueño viene con sus relinchos
a cabalgar
dice en el trote la buena nueva
de germinar
un niño verde de azúcar blanca
primaveral

Por mis sueños cabalga un potrillo
del sueño viene
y al sueño va




ORDEN 
   
Hay que hacer orden en la casa
lavar la losa  vestir la cama
hay que hacer orden en la casa
plantar las flores  de calabaza
borrar el rastro de la melaza
buscar la música de las cosas
haciendo orden  haciendo casa
con las palabras para formarlas  
poner el orden
formar la casa
con un ejército de  palabras
que nadie sepa que nadie vea
que las glorietas se están cayendo
hay que hacer orden en la casa
para que el ave de la tristeza
se vaya al parque o a la avenida
para poner el orden dentro de casa
y que no crezca la angustia ciega
que crece en ella cuando es de día
bañar de azúcar y sangre impía
todo resquicio de las esquinas
que Dios la ampare y la favorezca
de la  traidora melancolía
del mal de ojo y la villanía
que hay que hacer orden
quitar la trasa barrer el polvo
todos los días
limpiar la casa poner el orden
que si nos vence  nos vencería
la muerte eterna la pena en vida
matar el orden  cegar la herida

De Púrpura. Editorial La Liebre Libre. Maracay, 1.998.



REY LEÓN

Trato de explicarle
a mi niña
que el mundo de las bestias es
de veras atroz
sanguinario
implacable
encarnizado
aunque no oculta nunca sus malas
intenciones
como el nuestro






LA MAMÁ DE WOODY

No sabe qué hacer cuando el hijo no bebe
el jugo de naranjas de amor 
que mana de sus pechos

No le mira a los ojos
cuando recuerda la melancolía del tiempo 
para no
inocular su tristeza dentro de esas córneas
turbias y pequeñas

Esconde el pavor dentro del closet y lo asfixia
bajo las ruedas de la bicicleta

Su corazón resbala balón abajo
se escurre entre las olas y las piedras de mar
por las lágrimas fuera de horario

Todo es imposible
La mamá de Woddy sabe muy bien lo que significa 
ser madre judía:
vencer o morir



LAURA BROWN

Hay algunos días
en los que deviene otra mujer que camina
por la casa     
ella toma el teléfono
recoge los calcetines y el polvo de los días
arrulla niños que tienen pesadillas
triangulares
y hornea suspiros blancos
azucarados y perfectos como
criaturas de leche
Será tal vez que la mujer auténtica 
que no cumple su deber 
que no siente y no padece
la magia de las servilletas bordadas
ni el canto de la flor del jarrón azul
fuego  
ni el aroma a caramelo del hogar repleto
abrumada por tanto exceso de vida
es la única
que sabe que una página
una sola página  escrita
es un mundo
a salvo

De Mary Poppins y otros poemas.







.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada