miércoles, 8 de diciembre de 2010

MICHAEL DRANSFIELD [2.389] Poeta de Australia


Michael Dransfield 

(Australia, 1948-1973) 
Poeta australiano nacido en Sydney. Precursor de la poesía de los sesenta, dónde lo social, lo urbano y lo políticamente radical era una moda, se convirtió póstumamente en una importante figura de la "nueva" poesía australiana promovida por los Poetas de la Imprenta de la Universidad de Queensland y las antologías de Thomas Shapcott (Australian Poetry Now, 1979) y de John Tranter (The New Australian Poetry, 1979). Su poesía habla de la ira y de la desesperación, reflejando la vida de los barrios bohemios de su ciudad natal y sus incansables vagabundeos en motocicleta por la costa rural del Este de Australia, mezclados con el éxtasis y la desolación del consumo de drogas. Con el paso del tiempo ha sido considerado como uno de los mejores poetas de Australia. Escribió durante su vida unos 600 poemas la mayoría inacabados. Michael Dransfield murió con sólo 25 años de una infección de tétano relacionada con el consumo de drogas, dejando sin concluir su obra Memorias de un orinal de terciopelo.



Epidermis

Dosel de terminaciones nerviosas 
tienda maravillosa 
nave aérea volando entre multitudes y frazadas 
desliz de almohada de carne en serie 
nos envuelve diestramente en nuestros sentidos 
pero no nos aislará contra las cosas externas 
no hace nada por proteger 
simplemente notifica al cerebro 
de la conversación con un estímulo 
me gusta tocar tu piel 
sentir tu cuerpo contra el mío 
dos islotes en un atolón de cada uno 
pasando toda la noche en nuevos descubrimientos 
de lo que los vientos de la pasión han lavado 
y lo que una marea de jade encontrará para que nosotros 
juguemos cuando este juego comience a tornarse aburrido.


El día una vez

La gran ciudad tiene cien millones de cuartos
de modo que cualquier combinación es posible 
en un minuto el cielo es sangre y en el siguiente es gris 
algo sucede 
un edificio cae 
uno se alza 
hay guerras 
nadie gana 
las acciones suben sueldos precios 
políticos visitan suiza 
el clima es saludable allí y convierte todo en oro 

Leonardo cabalga con los Borgia 
esperando libros 
esto será contra él 
cabalga un caballo blanco 
no toma parte en la matanza 
a veces diseña una máquina de sitio 
lamenta las ciudades en ruinas 
le darán un castillo 
necesidad histórica:
para entender una persona hay que llegar a ser esa persona 
en el océano 
en el centro del cielo 
nada se mueve 
pureza total 
el ojo del huracán 

y en el desierto 
un hombre quemado por el viento 
camina en la noche hacia Rigel 

el planeta gira es un molino 
nada se detiene 
nada debe ser enfrentado 
en un lado las fábricas hacen corazones sangrantes 
en el otro estrellas rojas 
estos son sus totems 
el masoquista adorado
las chispas del fuego del fusil 

después que comience la destrucción,
todo, incluso la regeneración
es movimiento hacia la muerte 
los pobres construyen sus barriadas sobre la tierra
y los ricos van a cazar 
nada debe vivir 
incluso cazan los insectos 
un pájaro hecho por el hombre se eleva hacia lo alto 
para esparcir muerte en los campos 

el escritor de literatura está en su cuarto
y ha cerrado la ventana 
la música de un altavoz ahoga los gritos
y el fuego de artillería escribe con mucho afán 
no se oye la puerta detrás de él que se abre 
ni la estrella roja que sigue.



Hora de visita (Repatriation Hospital)

Mundo blanco después de un ocaso amarillo-orina.
Esta hora no es más crucial,
pero hay menos de ella. Un incidente.
Cronómetros de piedad ... sólo
antes del almuerzo trajeron
al soldado de la cama vecina
serenamente acondicionado / no una imagen / sino
cesando de vivir mientras otros comían carne.



Piso cero

despierta
mira en torno
memoriza lo que ves
mañana puede haberse ido
todo cambia. Algún día
no habrá nada excepto lo que se recuerda
puede no haber nadie para recordarlo.
Sigue moviéndote
dondequiera que te pares es piso cero
un blanco móvil que es difícil de acertar.



Retrato del Artista como Hombre Viejo    

En la casa de mi padre hay muchas telarañas.
Prefiero no vivir allí... los fantasmas
me perturban. Duermo en una buhardilla
sobre el garage, y todas las mañanas cruzo
a través de un seto trasero para vagar por la casa.
Parece que se hubiera alzado del suelo
entre sus robles y pinos, bajo el gran
arco de higueras de Moreton Bay.
Mi estudio es el cuarto más grande en el piso superior;
allí, en días lluviosos, escribo
poemas arcaicos en una mesa de cedro.
Sólo retratos y arañas habitan la sala
de Courland Penders... sin embargo,
reviso el lugar todos los días en busca de nuevas llegadas.
Una vez, en la glorieta, encontré un par
de gorriones anidando en un sofá
entre raquetas torcidas y cosas abandonadas.
Nadie visita Courland Penders; el pueblo
está a millas río abajo, y pocos me conocen allí.
Una vez hubo casas cerca. Se han ido
dondequiera que se van las casas cuando
se caen o se queman o se las llevan en camiones.
Es muy apacible. Los cantos de los pájaros suenan en los árboles
buscándome entre recuerdos y relojes.
Cuando la noche o el invierno viene, enciendo fuego
y miro las llamas
elevarse y caer como olas. No me arrepiento de nada.



Eso que llamamos rosa

Negro plomizo tornándose blanco pesadilla ciclística
por caminos de infancia acosados sin paz
el mañana vino en un espejismo empaquetado en una hipodérmica
la ciudad en que vivíamos entonces no había sido construida por ti
fue construida por escultores en los cuartos narcóticos de la calle Stanley
resolvíamos el tiempo un error de juicio
fue robado por los jefes y comercializado como el día de ocho horas

Caminando bajo un puente en Camberra para enfriar los garabatos
viendo los dibujos que habíamos pintado en su concreto como fresco
mordisqueado
Venecia con príncipes festejando en tanto que Cimabue se hundía profundamente en
la telaraña
cuando los hunos se aproximaban en botes de piel
de regreso al mundo Rick y George en las listas de la mañana 
de la morgue 
uno muerto de hambre el otro de sobredosis sus ideas los
excluyen
habiendo abandonado la Gran Sociedad están con los ángeles ahora

Soñé con el satori un súbito cristal dentro del cual se veía la civilización
más real que con cámaras pero era tu mundo no el nuestro
el tuyo es una plétora de mártires dinero y monóxido de carbono
soñé tal vez con la semana próxima cuando comeríamos y dormiríamos de nuevo
en una casa de nuevo
tal vez nos despertaríamos para encontrar la humanidad donde en el presente
la libertad es obsoleta y el honor una herejía. Inocentemente
soñé que la locura pasa como un sueño

Escrito con las cenizas, veinte años de cenizas
para George Alexandrov y para Rick




Visión postrera

Para Union Carbide, A. D. Hope & Sir P. Hasluck, Askin, Clutha, etc.

medianoches de conciencia, tranquilas e incluso
silenciosas, porque ahora los jets están en tierra debido a
la falta de visibilidad, & sólo el pensamiento al azar & escuadrones de
patos de yeso de las caseras intentan alzar el vuelo. Ocasionalmente
un búho choca contra un edificio. siempre es
oscuro ahora, el aire una fábrica negra
como radiografías de los pulmones de los niños. la tierra 
recubierta es frágil, caballos muertos se pudren lentamente
donde caen. usando radares
modificados y aparatos caseros, los vehículos llenan los caminos,
ciegos, para llevar a los obreros desde sus
refugios a las fábricas. un gobierno distante,
difícilmente a salvo promulga voluminosos
decretos que embasuran las ciudades como nieve impresa.
también las obras de los Poetas Oficiales, cuyos gentiles
yambos increpan a los industriales
por extinguir la vida.



La Guerra de las Rosas

para el Premier Bjelke-Petersen
caminan doblando una esquina en la periferia de la ciudad,
el vago de clase alta & su sirviente que
empuja el coche de bebé con sus posesiones.
el vago de clase alta lleva un vistoso sombrero
flexible & levita, el sirviente
algunos harapos o parches de arlequín.   para la
cena el sirviente enciende fuego en un tarro de basura.
la basura se quema bien & en el alambrado de un viejo
paraguas el sirviente hace estofado de
gato & cuando su amo ha cenado
él se come las sobras & la cabeza.




Volar

estuve volando sobre sydney
en un perro gigante

las cosas se veían mal




Auto-análisis

te cansas de eso, de este
ingenio
hay muchos poemas
dos paredes de estantes un escritorio
una caja fuerte atestada de poemas
tus cartas se convierten en poemas
tus poemas en estupideces
pronto no habrá
nadie a quien escribirle
entonces dirás que no te entienden




Pájaro raro

es un pájaro raro
este mundo

cuyo hábito es
combatirse a sí mismo

cuya ala izquierda
y ala derecha

se despedazan
amargamente

ambas en el lado
de la justicia y violencia

y cuyo gran pico
engulle a los pobres




Trovador

El camino se desenreda cuando me voy,
caminando hacia el sol, el sol
anémico que ilumina la tierra de Van Diemen.
Esta semana he cantado para ganar mi comida en siete ciudades.
Duermo en graneros y rincones
fuera del alcance del viento, envuelto en una alfombra wagga.
En las mañanas pozas de niebla fragmentan el país,
pedazos de campo son visibles más arriba en colinas,
aparecen copas de árboles, la niebla permanece por horas.
Un trago en un río del valle que baja
del Monte Ossa; subo de nuevo al camino,
comienzo a caminar, una canción para calentar estos labios
blanqueados por el frío.
En los setos viven pequeños pájaros
que cantan en brillantes colores que no oiríais
en vuestros rápidos vehículos. Cantan para los trovadores
y las ovejas. Los cables cantan también, con el viento;
también las hojas, no es solitario.





Pas de deux para amantes

La mañana no debería
ser compleja.
el sol es una semilla
arrojada al amanecer en el largo
surco de la historia.
Despertar
e irse
sería tan simple.
Sin embargo
cómo la
primera luz
hace dorados sus cabellos
en mi brazo.
Cómo entonces
podré irme
y dónde iré. El día
está tan avanzado ya con el compromiso. 



Lo que la mente oye

Así como el mar
está contenido en una concha de ciprea
igualmente dentro de los párpados hay un cuadro
dentro de la oreja una canción
una rima bajo la lengua
o en las manos acopadas la superficie de una forma.
La concepción está siempre más allá del tacto
fuera del alcance
alcanzarla es creatividad
sentir solamente su presencia es frustración;
lo que la mente oye
cuando no le otorga voz --
El arte mismo, ¿pero cómo hacerlo real?




Patriotismo difícil

En las apacibles horas de la noche
ella se mueve en el cuarto Vivaldi
arreglando cadencias.
Movimientos suaves como luz de velas
elegancia de una figura Bourdelle,
una Île de France -- luz
fraccionada en una rueca de haya--
Cuán bien es administrada,
Claroscuro de láudano
Piccolo requerimiento amoroso de artesanía en piedra
"¡Vea Australia primero!"
Torre Dry Welsh en Monta
millas desoladas, poemas
esparcidos, héroes olvidados.
Europa atrapa con carnada de mitologías a nuestros idealistas.
                                                          Aquí ser diferente

es agonía
Allá es natural. Pero irse de éste, el más grande de los países,
Australia, significa
la muerte del espíritu. No podemos
cambiarlo con nuestros versos y besos y años,
ni sucumbir. Tal vez evolucionar.



El Unicornio

En los bosques que rodean el castillo
viven unicornios. Vagan
por los senderos y claros... yo
los veo a menudo. Muchos
son plateados, algunos blancos; uno que
me miró algunas veces, es dorado. Son
como caballos mágicos, como
caballos árabes místicos. Muy temprano
de paseo en la mañana 
me he encontrado con ellos. Me conocen,
pero son tímidos, y no se quedan.



Carta a la gente sobre pelícanos

Me desperté temprano
preocupado de algún
asunto oscuro
decidí
fundar una nueva escuela de poesía
algo que tuviera que ver con la temperatura
pero me acordé del
pelícano americano
viven en
la isla anacapa
a cincuenta millas de california
me parecían lo suficientemente seguros
ahora la contaminación
los alcanzó
ponen
huevos raros
sólo cuatro huevos de
seiscientos
no se abrieron cuando los pusieron
y los peces son envenenados por el mar
así es que las focas y los pelícanos que
comen los peces
también se envenenan
pensando acerca de mis
poemas diferentes seguros
que no ayudan a nadie
decidí
intentar y ayudar a los animales
los estáis matando
vuestros hogares
arrojan la muerte al mar
tiene que ver más con
el comercio y los gobiernos
de modo que no comenzaré
mi revolución poética
en cambio quiero una
escuela de química restauradora
enseñar a los pelícanos a
volar hacia moskba y washington
que vuelen alto
y arrojen huevos explosivos



Hoyo en el bosque

cuando derriban el árbol
la corteza se convierte en bote
la madera más dulce en laúd
las ramas abrigan un techo
el hoyo
donde creció el árbol
pronto verdea de helechos
el hoyo en el bosque
queda del color del cielo
y la gente no
tiene manera de
ocultar la enorme muerte del árbol



Diferencias

una multitud de amigos
de la ciudad
pierdo sus nombres
sólo por la manera
como hablan
la manera como están tendidos cuando duermen
o sus reflejos en la laguna
los conozco





Información, despacho, muy secreto, 
de un extraño país

cuando piensan que
nadie está escuchando
las máquinas cantan
en la noche
al pasar caminando insomne
las oigo
especialmente
las plantas de refrigeración
murmullan y castañetean en su
propia lengua mecánica
cuando despertamos
y miramos por encima del café
sin decir nada
afuera todos los
pájaros del mundo
encuentran algo
sobre qué cantar



El inspector de mareas

Había salido a pescar
vestido de nubes
& con el viento
& con algunos amigos
éramos rápidos y lentos
el sol nos penetraba & se iba
la luna se ocultó en un árbol
desde la ventana de una prisión
veo pasar
a todos menos yo
mi vida
en un espejo
demasiado cerca
reflejos en un ojo
o en la mañana
un caracol en un arcoiris de piedra

(Traducción Oscar E. Aguilera F. © 2001)




Epiderm

Canopy of nerve ends 
marvellous tent 
airship skying in crowds and blankets 
pillowslip of serialised flesh 
it wraps us rather neatly in our senses 
but will not insulate against externals 
does nothing to protect 
merely notifies the brain 
of conversation with a stimulus 
I like to touch your skin 
to feel your body against mine 
two islets in atoll of each other 
spending all night in new discovery 
of what the winds of passion have washed up 
and what a jaded tide will find for us 
to play with when this game begins to pall 





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada