jueves, 14 de julio de 2011

4169.- ANDRÉS CASANOVA


El escritor cubano Andrés Casanova tiene por nombre completo Andrés Vicente Casanova Guerrero aunque eligió para publicar sus obras el primero de sus nombres y el primer apellido, por lo que cualquier referencia a este escritor aparece con dicho nombre que no constituye seudónimo sino nombre literario. Tiene su residencia permanente en la ciudad de Las Tunas. Es miembro de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) por la Filial de Escritores desde su fundación en esta provincia cubana en diciembre de 1987. Nació el 19 de julio de 1949. Ha publicado hasta la fecha presente un total de siete novelas, y una de ellas tiene segunda edición en México y la misma una tercera edición electrónica en el sitio español yoescribo.com, además de tres libros de cuentos y uno de ensayo. Tiene tres libros de poesía inéditos.

Es escritor en los géneros de novela, cuento, poesía y ensayo literario. Además de esto, es escritor radial de libretos dramatizados con vida activa en este quehacer. Ha incursionado en el guión cinematográfico aunque no se ha filmado ninguno de los que ha producido.

Su novelística está enfocada hacia lo social, aunque en algunas zonas aborda con más amplitud el aspecto psicológico de los personajes así como refleja el entorno vital de la Cuba de la actualidad. La cuentística queda en una zona entre el realismo y lo fantástico, pero sin alejarse de los temas que aborda en su novelística. Sus poemas resultan un tanto intimista, aunque no los encierra en una campana de cristal sino que el sujeto lírico suele desdoblarse entre el yo-imaginario y el yo-social. Los ensayos que escribe abordan diferentes aspectos de la cultura en general y la literatura en particular, con énfasis en el quehacer de los escritores cubanos de la actualidad. Los libretos dramatizados abordan tanto temas de la historia cubana como de la ficción.

Considera que su obra ha heredado las influencias positivas de José Soler Puig, Alejo Carpentier y Guillermo Cabrera Infante, entre los cubanos; en tanto que menciona entre los escritores de otros países a César Vallejo, Raúl Hernández, Jorge Luis Borges, Gabriel García Márquez, Alfredo Bryce Echenique, Antoine de Saint Exupery, Augusto Monterroso, Augusto Roa Bastos, Benito Perez Galdós, Miguel de Cervantes Saavedra, Charles Dickens, Mario Vargas Llosa y otros.

Fue seleccionado al premio artístico-literario Catania Duomo 1995 auspiciado por la Academia Ferdinandea de Ciencias, Letras y Artes con sede en Italia; aparece reseñado en el Diccionario Biográfico Internacional de Cambridge, Inglaterra; es miembro del Consejo de Consultores del Instituto Biográfico Americano (ABI) con sede en Carolina del Norte, Estados Unidos y obtuvo Mención en el concurso internacional de poesía Rosa de Primavera, Baleares, España, 1994. Resultó premiado en poesía en el concurso del ayuntamiento de Benferri, España, en 2006. Obtuvo Mención de Honor de Monólogo Teatral en el Concurso Internacional de Microficción "Garzón Céspedes" 2007 de España. Su novela inédita Onán y la mujer perfecta resultó una de las siete finalistas en el I Certamen Narrativa Universal 2008 convocado por la editorial española Punto y Aparte.

Bibliografia

Novelas:

Hoy es lunes (Editorial Letras Cubanas, La Habana, 1995); Tormenta tropical de verano (Editorial Sanlope, Las Tunas, 2000; y Ediciones Coyoacán, México, 2003); Las trágicas pasiones de Cándida Moreno, (Editorial Sanlope, 2001); La jaula de los goces (Editorial Oriente, Santiago de Cuba, 2001), Las nubes de algodón (Editorial Sanlope, 2005); La fiebre del atún (Editorial Oriente, 2005); y No somos aquellos niños (Editorial Sanlope, 2007).

Cuentos:

El reloj, ese asesino (Editorial Sanlope, 1991); Pequeñas historias memorables (Ediciones Sanlope-Publicigraf, Las Tunas, 1994); Ángel el desalmado y otras historias (Ediciones Trazos literarios, España, 1995).

Ensayo:

Reseña del sello de correos y la filatelia en Cuba, (Ediciones Sanlope-Publicigraf,1994).






CRISTO LLORÓ EN LA CRUZ

A Lucy Maestre, por su cumpleaños

Ecuménico
anduvo y desanduvo las calles de Jerusalén
con sus sandalias desgastadas
y el festín de los perros
que venían a comer las sobras del holocausto.
Protestó no solo contra los mercaderes
adueñados del templo y los relojes
contra el desprecio a los leprosos
y la condena que pretendían los maestros de la Ley
contra María de Magdala.

Hombre humano
proclamó en las puertas de salida
en los estanques y las plazas
lo imprescindible que ya era
repartir los panes y los peces.

Fue odiado por fariseos
y los nicolaítas lo provocaron con sofismas
pero escribió en el polvo estas palabras:
Que Dios se apiade de vosotros.

Lo que más le dolía sin embargo
no era siquiera la negación de Pedro
ni la traición de Judas que por esperada
se volvió imprescindible como los clavos en la cruz.

Lo que más le dolió fueron las piedras de los leprosos
y la falta de lágrimas de María de Magdala.
No era lo doloroso para él
que lo acusaran de petulante
por predicar el arrepentimiento de obras muertas
o de Quijote por decir que el amor si no perdonaba setenta veces
de nada sirve.

La cruz y los clavos no fueron lo doloroso.
Lo doloroso fue saberse Dios
y ser tratado como simple mortal
sin que entendieran que por ellos
que lo clavaron en la cruz
entregaba su vida.

26-4-2007







DUDA

Si voy a ti
con mi lanza quebrada
el yelmo levantado
y el escudo deshecho;

si voy a ti
con un manojo de poemas
las imágenes rotas
y una rima imperfecta;

si voy a ti
borracho de mis penas
lloviéndome miserias
y cubierto de rocío;

si voy a ti
armado de neutrones
con cien memorias libres
mientras programo el tiempo;

dime cómo seré recibido.










MI MUNDO ES ESTE

A mis amigos del taller mecánico y a Regino Botti

Mi mundo es este
donde las tuercas crujen sus dolores
y la pasión del verso muere sin cansancio
aprisionado en una mordaza helicoidal.

Mi mundo es este
cuajado de integrales y de líneas imperfectas
que nutren los ejes silenciosos de un torno
y obnubilan la paz del olor a zeolita.

Mi mundo es este
entero entre las involutas de un engrane
y mordido en la sombra del acero
en que clamo mi sed ansiando los olivos.

Irremediablemente
mi mundo no es el de las rimas
sino el del aceite que gotea de las alcuzas
mi mundo no es el de los párrafos
sino el de la gasolina que se escancia gota a gota
mi mundo no es el de las multitudes
sino el de la soledad de mis llaves de hierro
y el del rudo silencio del asfalto.

22 de noviembre de 2006









PASIÓN Y MUERTE DE LOS BESOS

Adiós, dulces amantes invisibles.
Siento no haber dormido en vuestros brazos.
Vine por esos besos solamente;
Guardad los labios por si vuelvo.
Luis Cernuda

Adiós, dulces amantes invisibles
que buscan en ajenos amores la cordura
amansando los días mientras huyen de sus huecos
por temor a las voces perdidas en el desierto.
Adiós serpientes que desde las nubes obstruyen la vida
pariendo las alondras de la guerra
por negarse a creer en las márgenes del cielo.
Adiós dulces amantes en las tardes de octubre
vestidos en el aire del destino tangente
y caídos uno a uno como cuervos enlobados.
Adiós inviernos que han estado soñando
con el feliz descenso de las victorias azules:
si fueran como los ángeles y nos amaran de veras
jamás nos faltarían la paz ni el consuelo.
Siento no haber dormido en vuestros brazos
de amante acostumbrada a buscar las primicias;
siento haberte abandonado en la Guerra del Golfo
y cuando las cadenas saltaron de los esclavos.
Me duele haberte visto tan lejana que el sol
fuera a buscarme hoy para adorar tu sombra.
Perezco de nostalgia por tus perfumes imaginarios
y tu risa congelada muerta entre mis manos:
abórdame en la nube cuando partamos todos
dulce pasión sin nombre que jamás me ha mirado.

Vine por esos besos solamente
prometidos con odio
por los buitres extraviados
en las playas del tiempo.
Vine a buscar la paz
como si fuera un viernes
y a marcar los recuerdos
destruidos por mis padres.
Vine por tu amor,
Perdóname por recordártelo:
si acaso me olvidaste
grítalo en el desierto.

Pero, te lo ruego:

Guardad los labios por si vuelvo
eterno ángel de la muerte aprisionado
en los costados del cielo que jamás conocimos.
Porque son labios manchados con la pólvora
de quienes una vez nos brindaron su vino:
guarda los labios, por favor, no me beses,
porque el beso del Judas me trae malos recuerdos.










NOSTALGIA

Esta tristeza que me dejaste
escondida entre los pliegues de mis manos
no se parece a la caída de la nieve.

Aquella dulzura que traías
impregnando tus ojos de paisaje
no se quedó en mi vida como un recuerdo.

Esa música abandonada
en los rincones de la noche
ya no alienta la nostalgia ni tu ausencia.










PREFIERO LOS ADIOSES

No confío en el soldado que amanece a la sombra
ni en el poeta que amansa su voz de agorero.
Prefiero los mendigos

perdidos en los parques
y la niña que oculta
pétalos en las nubes.

Aborrezco la historia sembrada de vacío
porque es como una barca anclada desde nunca.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada