miércoles, 16 de marzo de 2011

3444.- ANTONIO MIRANDA


ANTONIO MIRANDA



SEMBLANZA POÉTICA

Por Pedro Olivares Torruella (1)

Es dificil presentar a un autor tan importante y tan prolífero. Su verdadero nombre es Antonio Carvalho de Miranda. Nace el 5 de Agosto de 1940. Es miembro de la Academia de Letras del Distrito Federal y ha sido colaborador de revistas y suplementos literarios, como el Suplemento dominical deI Jornal do Brasil, La Nación, de Buenos Aires, Argentina, e Imagen, de Caracas, Venezuela.

Es profesor y Jefe del Departamento de Ciencias de Ia Información de Ia Universidad de Brasilia, Doctor en Ciencias de la Comunicación (Universidad de Sao Paulo, 1987). También, ha trabajado en la University ofTechnology (LUT), Inglaterra, 1975. Su formación en bibliotecología es de Ia Universidad Central de Venezuela (UCV), Venezuela, 1970.

Dramaturgo por exce1encia, ha publicado romances, poesías y obras de teatro en varios países. Su creatividad le ha dado premios y reconocimientos a través de la crítica internacional. Antonio Miranda ha vivido y publicado en Caracas, Bogotá, Londres, Buenos Aires. Tu país está feliz, poemario escrito en 1968, transformado en espectáculo musical en 1971, fue presentado en más de veinte países.

PREMIOS Y TíTULOS:
-Profesor Titular de la Universidad de Brasilia, 2005.
-Miembro Honorario de la Sociedad de Bibliotecólogos de Puerto Rico, 1991.
-Premio en el Festival Latino-americano de Teatro de la Universidad de Puerto Rico, 1972.
-Premio Festival Internacional de Teatro, Medellín (Co1ombia) Municipalidad de Medellín.
-Premio Viagem a Buenos Aires, Embajada de Argentina.
Dejemos que el propio Antonio Miranda se presente a sí mismo en algunos frag­mentos de su poema "Autorretrato" (traducción de Trina Quiftónez):

"A veces soy uno, a veces soy otro:
Todo el mundo es así osado.
Yo sin huir de Ia regia, Ia transgredí
fui, ai mismo tíempo, yo y el otro
uno para adentro, otro para los otros,
mas, confieso, soy igual a todos,
en un disfraz que es Ia otra cara
de una falsa dicotomía

¿Maniqueísmo?, ¿Gemir o gozar?

Ni religioso, ni romántico,
mucho menos ideólogo o comprometido
con cualquier cosa en mi infidelidad,
falta de fe. Y, entre tanto, obstinado,
casi optimista porque realista
en la reversión de la contradicción.

Soy un poco el Orlando de la Virginia Wolf,
el patito feo disfrazado de Dorian Gray,
fui héroe de dibujos animados,
enamoré estrellas de Hollywood ...

... Debería avergonzarme de mi falsa delicadeza
de mi insensatez, de mis impropiedades.
pero siempre tengo la firmeza de los inseguros,
mientras los crédulos, los convictos,
no resisten las propias contradicciones.

Transgredi, pero, juro, sólo verbalmente.
No más, soy casto en mi perversidad,
soy beato en mi más íntima herejía
y más modesto que mi soberbia.

Quiero decir: En el fondo soy inseguro y fiel
principio de los cuales ni participo".


Tu PAÍS ESTÁ FELIZ

Obra importantísima de Antonio Miranda. Fue de pocos ejemplares, posterior al Primer Festival Universitario de Poesía, que tuvo lugar en la Sala de Conciertos de la Universidad Central de Venezuela, el 10 de Febrero de 1969. Este histórico concierto reunió poesías y canciones latino-americanas. El autor logró un enorme éxito con sus poemas "Rescate de Cristo" y "Tu país está feliz".

La siguiente edición de esta obra fue después del estreno de la misma en el Teatro Ateneo de Caracas, en Febrero de 1971. El estreno también fue un éxito en cuanto público y crítica. Permaneció meses y meses en cartelera, viajó por los teatros del interior y fue estrenada en otros países, llegando a ser vencedora del Festival de Puerto Rico. Poco después, fue montada en Lima.

La obra volvió a presentarse al público venezolano en 1984, en el mismo Teatro Ateneo de Caracas, siendo anunciada como: "La pieza que toda una generación amó", un "fenómeno teatral latino-americano".

El Grupo Rajatabla, que cumple 30 anos de existencia, ahora Fundación Rajatabla, con sala propia, escuela de teatro y giras por Europa, Estados Unidos y América Latina, con motivo de la conmemoración de los 30 años, eligió, a modo de celebración, la obra Tu país está feliz. Hoy, Rajatabla tiene su estilo propio; sobrevivió a la muerte prematura de su director, Carlos Giménez, quien tomó los textos poéticos de Tu país está feliz y los transformó en un gran e inolvidable espectáculo teatral.

La poesía de Antonio Miranda es inmensamente rica en la lectura, se agiganta y crece al ser dicha y cantada. Esta obra es, por sobre todas las cosas, un violento y maravilloso grito de rebeldía, de sangre joven y útil, dispuesta a la lucha, a la batalla diaria y consecutiva, para seguir creyendo en el día que viene.

Leamos un fragmento del texto Tu país está feliz

Dos fuerzas te presionan,
dos mundos te dividen,
dos voces te acorralan,
y tú te niegas,
tú te omites,
los problemas de este mundo no son tuyos.

Tú no protestas o no puedes,
las guerras lejos de aqui,
ni se oyen los tiros.

Tu país está felíz.

Voces: El hambre es cosa de la India,
el desempleo no existe,
no hay ranchos ni miserias,
no hay analfabetismo,
y tú duermes en un pozo de petróleo.

Los problemas raciales están más ai norte,
la universidad está llena de negros,
hay ministros negros, diputados negros,
embajadores negros, y tú no eres negro ¿qué te importa?

Tu país está felíz,
tú estás feliz,
todos estamos felices completamente felices.

Todos: Tu país está felíz.

Voces: Nicaragua, EI Salvador, Honduras,
son nombres perdidos en el mapa.

Tu país está felíz,

tienes en la cama la mujer que querias,
en el banco la plata que podias
y ai dia con tus deberes cristianos.

Tu país está felíz.

Entre dos responsabilidades aceptas las dos
y no cumples con ninguna.

Tu país está felíz.

Lo peor es que no estamos seguros de nada.
Tu pais está feliz,
tú estás feliz,
todos estamos felices,
completamente felices.

El Grupo Rajatabla reestrena Ia pieza poético-musical Tu pais está feliz, de Antonio Miranda y Xulio Formoso, a partir del 18 de Septiembre de 2006, en el Ateneo de Caracas.

Casi con signo de interrogación, en una segunda lectura de su tercera reposición, el inquieto Rajatabla restaura, con gran acierto, el estupendo montaje creado por CarlosGiménez hace unos treinta y cinco anos. Aún fresco y lozano el poético texto de Antonio Miranda y la música de Xulio Formoso, volvió a encender la pasión, al presenciarse una puesta en escena de teatro purista, creativo, enrnarcado en una escenografia rninimalista. Un collage de periódicos denota, de manera irónica, incisiva, acusadora, lo que ocurre en su mundo y varios cubos que participan interactivamente, remarcan los momentos de una lucha rebelde, acusadora, implacable, que denuncia la sociedad en que viven los jóvenes, cuestionando la falta de libertad, a través de un collage de canciones en el que exponen el entorno político y social que les tocó vivir; pero, también, existe una ternura que emociona e intenta esconderse, una pura desnudez de cuerpos, despojados de todo ornamento que reclaman momentos de paz y amor, en el contexto de una sociedad más equilibrada y más justa.

Antonio Miranda comenta, treinta y cinco anos después, que con Tu país está feliz: "se pretendía enfrentar a los fanatismos vigentes, incitar a una rebelión de las costumbres ya en marcha en todo el mundo y romper con los valores heroicos y románticos vigentes, derrumbar prejuicios enraizados en las izquierdas y en los reductos más reaccionarios y conservadores, que iban de la política oficial a la religión, de las idiosincrasias parroquiales a las ideologías establecidas. A través de la poesía, había algo de pesimismo constructivo, de amarga esperanza que ahora se podrá ver una vez más, aquilatar o no en su vigencia total: todos estamos felices, completamente felices".


CANÇÕES PERVERSAS (CANCIONES PERVERSAS)

Como parte de la programación deI Octavo Congreso Internacional de Humanidades, organizado por el Instituto de Letras, de la Universidad de Brasilia, en Octubre de 2005, se estrena "Canções perversas", recital lírico-musical, basado en los poemas de Antonio Miranda, con canciones compuestas, especialmente, por Xulio Formoso, con los cantantes Elga Pérez Laborde y George Durand, con la participación deI percusionista Jorge "Macarrão" Abreu y los actores, Vania Cristina Zimbres, Wander Pavao, Zenilton de Jesús Gayoso Miranda.

Fue una hermosa puesta en escena de los siempre sensibles poemas de Antonio Miranda, duros, crueles, como la vida misma, que producen en el espectador el encuentro con los propios fantasmas de siempre: el amor, el desamor, la soledad, el sexo, y los transforman en una poesía que, al igual que en el teatro de Brecht, obliga a tomar conciencia de las propias miserias humanas.

Para ejemplificar lo dicho, leamos los versos de Antonio Miranda, de su obra "Canciones Perversas".

Todo lo que el poeta escribe
está resumido en una única palabra, soledad:

Escribir es distanciarse del mundo
para poder entenderlo
es una forma de morir

vivir es otra cosa
aunque alienada.

yo cambiaría mil rimas
por una noche de amor

y cambiaria un bello poema
sobre el hambre
por un simple plato de comida


ENTRE PURO Y OBSCENO (FRAGMENTOS)

(traducción de Elga Pérez Laborde)

Después de tus sonetos leer y salivar
de revolver en busca de lascivia y miel
los 25 poemas de un solo tropel
y, malicia, es que me quedo aqui meditando.

Si puede haber pornografia en amar
aunque el amor sea perverso y cruel
aunque a sueldo en el más bajo burdel
o igual, en la inversión de cuerpos vibrar ...

A pesar de todo lo que digan sus poemas, Antonio Miranda canta al amor. Termina­mos esta sencilla semblanza poética leyendo al poeta:

Amor pasión, amor de perdición
tal vez ni sea amor
sea dolor sea lo que sea
amor en cuclillas, de soslayo
de pie detrás del muro
atravesado
de bruces, imberbe, buzo
amor escondido prohibido
amor a Ia fuerza,
penetrante ultrajante
rompiendo membranas
dilacerando tejidos
en asomos voluminosos
postrante, pendiente
un amor furtivo
rasgando entrañas
hinchando y sangrando.

Elga Pérez-Laborde traductora de "Perversos" nos señala: "Antonio Miranda nos presenta el desafio de seguir leyendo cada verso 'perverso '. La fuerza de su palabra nos empuja de una línea a otra, de un verso a otro verso, de una página a otra, y su inocente perversidad nos conduce hoy, del cielo al infierno, de lo grotesco a lo sublime, con una madurez del poeta reciclado por la vida y por la aventura verbal. No en vano está conmemorando cincuenta anos de poeta".

Para ser sincero
ya nada quiero
además de todo,
además de ti

lo que yo quiero
ya no me olvido
y persevero ...
(Antonio Miranda)

(1) Olivares Torruela, Pedro, Departamento de Castellano, Universidad Metropolitana de Ciencias de la Educación, Santiago, Chile.



DEBAJO DE LA PIEL

Traducción: Durga Cecilia Prieto y Trina Quiñones.



Sobre la piel
otras pieles
como armaduras;
bajo la piel
otras pieles
como tesituras indelebles.
Como camadas
en el suelo yermo
de cebolla ardida:
una inscripción
resignada.
¿Quién es el que habita las profundidades
del ser? Con seguridad es otro
en la superficie más externa
de su conformidad.
¿Es qué? ¿Sujeto a qué designios?
Vestirse de todas las pieles, fantasear

y desvestirse de velos
como láminas
ardientes.
Sujeto.
Todos los que fuimos
sobreviven en nosotros
ostentando pérdidas y ganancias.



YO, KONSTANTINOS KAVAFIS DE ALEJANDRÍA – III

(traducción: Jorge Ariel Madrazo)

Una canción sencilla viene de lejos
y es bella: las voces son jóvenes, fuertes.
Corro hasta la ventana y allá pasan:
figuras apolíneas, vigorosas,
venidas de otras eras,
permanecen conmigo para siempre
gráciles, tristes en la memoria
y sin embargo vibrantes,
impetuosas cuerpos diluyéndose
en la penumbra y ocupando
mis entrañas, trastornándome.

¡Tan bellos y fugaces, mas capaces
de inflamar mi espíritu!

Soy un griego apasionado por la forma,
dispuesto a absorberla y poseerla.



YO, KONSTANTINOS KAVAFIS DE ALEJANDRÍA – X

(traducción: Jorge Ariel Madrazo)


“Moriste a los diecisiete años, de placer”

Soy tan libre contigo, mi íntimo amigo,
libre de convenciones mezquinas, moralistas:
contemplo tu rostro pálido, imberbe,
entre flores blancas; lívido me quedo
y te rescato, sin ningún recato,
para mi deleite y encanto venidero.

Conmovido, sin alardes de llanto,
con entusiasmo contenido, en suspenso,
pues el entusiasmo en exceso encandila
y, si falta, aniquila, es marasmo.
En la despedida te beso, sin ser visto.
No te conocía, pero tu cuerpo
me pertenece ahora, incluso ido, eterno.




¿ DÓNDE ESTABA DIOS?


“ ¿Dónde estaba Dios?” Papa Benedicto XVI



(Traducción: Jorge Alania Vera)


¿Dónde estaba Dios en la hora del Holocausto?
¿Dónde, cuando explotó la bomba de Hiroshima?
¿Y dónde en la hora de los tsunamis, los terremotos y las furias
que devastan la miseria humana? ¿Dónde estaba Dios en la hora del hambre
y de la desgracia de sus más devotos seguidores
que rezan y se flagelan en Su Nombre
y alivian con su resignación todos sus dolores?
La naturaleza divina es ajena
al bien y al mal o indiferente
al universo en que reside.
No tiene fe ni nada. Es inclemente
¿Dónde estaba Dios en la hora del Holocausto?
En donde siempre estuvo, ubicuo, en algún sitio
asumiendo que está siempre en todas partes.
São Paulo, 25/06/06






FOTO OXIDADA
1.
Lejos de mí
conmigo mismo.

Me veo otro
tal cual fui
en una fotografía
oxidada:

vestigios de mí
irreconocibles
irreconciliables.

No soy yo
aquel joven gacela
sobre la bicicleta
sumergiéndose en el mar
lanzándose al abismo.

O fui, si es que fui.

Del distanciamiento
del paisaje y del tiempo
el desvendamiento imposible:
poco resta de lo que fui
en esta arqueología del ser.


2.

Si fui, ya no soy
mas ahí está la foto
inclemente
acusándome
por comparación.

Y qué terrible
es verse otro:
verso y reverso.

Sí, el tiempo oxida
la foto
y la persona
sin clemencia.

No me juzgo, ni
me entiendo.

Aquel joven
de mirar indagatorio
él tenía las respuestas
que ya no tengo
más.


3.

Imposible verlo
sin juzgarlo
o condenarlo.

El cuerpo es quien
hace el juicio.

Como fuerzas divisorias
como pesos y
medidas
de variada
bitola.

Aquel niño de la foto
no existe más
existo yo
para contradecirlo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada